Cómo hacer una alcancía con botella de plástico

 

Las alcancías son objetos que durante siglos y siglos nos han ayudado a recordar el valor del ahorro en nuestros hogares y en nuestras sociedades. A pesar de que en la actualidad y sobre todo cuando nos volvemos grandes, dejamos de utilizarlas, de pequeños siempre representaron un gran reto de voluntad y de constancia.

 

Así mismo, la alcancía es en parte, uno de los objetos que más nos enseña el valor del dinero, como representación del esfuerzo, dedicación y  perseverancia. Por eso, siempre es importante saber cómo hacer una alcancía, para que con nuestras propias manos, podamos construir lo que luego nos ayudará a ahorrar para próximas metas.

 

Entonces, te animamos a seguir paso a paso las indicaciones que te presentamos a continuación, para que aprendas a cómo hacer una alcancía, con materiales reciclables que cualquier hogar puede tener. De manera que podamos animarnos no solo a hacer manualidades, sino a recuperar ese objeto que todos tuvimos cuando fuimos chicos.  Quien sabe y con ella ahorras para tu próximo viaje o aventura.

 

Aprende a hacer alcancías y reciclar botellas de plástico al mismo tiempo

Materiales:

  • Botella  de plástico con tapa (dependiendo del tamaño en que la quieras la alcancía, puede ser el envase de 350 ml o el de 1 litro).

  • Cartulina de cualquier color para decoración.

  • Papel decorado (para envolver regalos) o de colores.

  • Ojos movibles.

  • Cuentas de bisutería en forma de cilindro.

  • Pegamento y tijeras.
 
 

Procedimiento:

1. Recorta la cartulina en forma de rectángulo para que sea suficientemente grande para abarcar el contorno del centro de la botella.

 

2. Recorta con el resto de la cartulina, dos triángulos redondeados que harán las veces de las orejas y 2  más pequeños en el papel con diseño.

 

3. Pega los pedazos recortados de cartulina a las partes a la botella siguiendo una forma de cerdito. Es decir: las dos orejas se pegarán más orientadas a la boca de la botella, mientras que el rectángulo lo pegas en la parte central de la botella, donde más gruesa es su forma.

 

4. Pega los ojos móviles de la manera más pareja posible, en la parte de la botella que desciende de la parte gruesa a la tapa, en proporción lógica de las orejas, tal como si fuera un rostro. Como también deberás pegar las cuentas semejando así las patas del cerdito, para ello serán 4 patitas en la parte inferior de la botella, manteniendo el sentido de donde se pegaron las orejas y los ojos.

 

5. Dibuja las fosas nasales del cerdito en la tapa de la botella con marcador.

 

6. Finalmente, haz una abertura en la parte superior del cochinito para que entren por ahí las monedas y los billetes a guardar.

 

Esperamos que hayas aprendido paso a paso cómo hacer una alcancía para así poder hacer esta manualidad linda, sencilla y práctica. 

 
 

¿Te gustó esta manualidad para hacer una alcancía de cerdito? ¿Harías esta manualidad con tus hijos?

 

Comentarios