Cómo usar la plancha y mantener el cabello sano

A todo el mundo le apetece de vez en cuando un cambio de look, sobre todo si hay a la vista eventos o algún encuentro familiar. Y para eso están las planchas de pelo; son pequeños electrodomésticos sencillos de usar, que van a proporcionar a tu melena un aspecto totalmente nuevo.

Las planchas de pelo son muy prácticas, pero hay que saber usarlas. Las altas temperaturas pueden estropear el cabello y hacer que pierda elasticidad, por eso es importante tomar precauciones y tomar nota de estos consejos.

1. Elige planchas de calidad

Existen numerosas planchas para el pelo, pero, a la hora de elegir, conviene regirse por la calidad y buscar marcas reconocidas. Una de las más recomendables es BaByliss, con más de 50 años de experiencia, pero también ofrecen garantías Remington, Philips o Rowenta. En cuanto al precio, dependerá de las características, pero por menos de 30 € puedes tener una buena plancha en tus manos.

2. Cuidados previos: desenreda y seca bien tu cabello

Si quieres evitar que el cabello se debilite y se rompa, procura desenredarlo bien antes de aplicarte la plancha y vigila que esté bien seco.  Las planchas no deben aplicarse sobre el pelo húmedo porque lo perjudican y debilitan. Si al colocar la plancha el pelo desprende vapor, sécatelo bien antes de continuar.

3. ¿Protector de calor?

Los protectores de calor son fundamentales para cuidar tu cabello y deben aplicarse antes de colocarte las planchas. Los vas a encontrar en forma de aceite, espray o serum; elige el que más de guste. Además de proteger tu pelo del efecto de calor, estos productos van a proporcionarle vitalidad y un tacto sedoso.

4. Cuidado con la temperatura

Un error común entre las usuarias de planchas para el pelo es poner siempre la temperatura al máximo. Si lo haces una sola vez, no pasa nada, pero no debe convertirse en una costumbre porque vas a perjudicar tu cabello. Para ir bien, la temperatura no debería pasar de los 200 grados. Y evita usar las planchas a diario.  Por mucho cuidado que pongas, si usas las planchas con demasiada frecuencia vas a acabar estropeándote el pelo, así que resérvalas para momentos especiales.

5. No vayas con prisas

Si quieres buenos resultados, no vayas con prisa a la hora de aplicarte las planchas. Has de separar los mechones con cuidado para evitar que se enreden y que queden zonas de tu melena mal planchadas. La plancha debe pasarse con suavidad; no hace falta que aprietes ni estires porque no vas a mejorar los resultados. Otra recomendación, realiza una sola pasada por encima de cada mechón. Realizar diversas pasadas va a debilitar tu pelo y acabarás resecándolo. Es mejor planchar cada mechón despacio y una sola vez.

6. Consejos para conservar tus planchas

Limpia cada semana tus planchas con un algodón humedecido en alcohol; así eliminarás polvo y restos del protector de pelo que se hayan podido quedar adheridos. No guardes las planchas en su sitio habitual hasta que no estén frías del todo porque podrías quemar algo.

Y un último consejo: no utilices tus planchas para usos raros, como quitarle una arruguita a la ropa, porque esa no es su función.


Comentarios

envía el comentario