Frases de Rayuela y otros datos curiosos de la obra

Dentro del repertorio de novelas escritas en español, sin duda alguna Rayuela es una de las más prolíficas de todas. Para quienes hemos tenido el privilegio de disfrutar de sus palabras, oraciones, párrafos y capítulos, apreciamos en el libro una inmensa riqueza que el mundo debería de conocer y que todo el mundo debería experimentar. Así pues, su autor: Julio Cortázar es uno de los escritores más influyentes en el mundo de la literatura. Es por ello que queremos que las personas conozcan un poco más sobre esta maravillosa obra, así como de su autor a través de frases de Rayuela.

Hablaremos del libro, primeramente comentado los aspectos que consideramos curiosos de él, sin revelar información importante o que determine la experiencia de su lectura, buscando que aquellas personas que aún no la han leído, aún puedan hacerlo. Finalmente, las frases de Rayuela nos hablará por sí mismas, dándonos pistas de su riqueza literaria y las capacidades de reflexión y romanticismo que puede tener en nosotros.

Sin más que agregar, te invitamos a que nos sigas en el recorrido de esta magnífica y entretenida obra.

Datos curiosos de Rayuela y su autor

Julio Florencio Cortázar nació por casualidades de la vida en Bruselas, Bélgica el 26 de agosto de 1914 debido a que su padre era parte del cuerpo diplomático de la República de Argentina. Más tarde regresó con el resto de su familia a sus tierras de origen, específicamente a Buenos Aires. Con a penas 8 años, ya Cortázar tenía la capacidad de escribir de una manera talentosa, puesto que redactó varios poemas, cuya autoría fueron cuestionadas por la incredulidad de su familia.

Rayuela se puede leer de dos maneras:

Rayuela por su parte fue la segunda obra de este maravilloso escritor argentino. Esta obra cuenta con la particularidad novedosa de que puede ser leída en 2 formas. Una de esas opciones, sería en el orden tradicional del capítulo 1 hasta el 9 en perfecto orden ascendente. O de modo saltado, pero bajo un orden especial, que pareciera ser completamente aleatorio, no obstante, al finalizar cada capítulo te indica el próximo con el que deberás continuar.

¿Puedes imaginar el esfuerzo que un escritor tiene que hacer, para que los hilos de la historia puedan tener sentido más allá de un orden cronológico? Pues esta obra consolida la su posibilidad y no sólo eso, sino que la eleva a una de las más prolíficas novelas latinoamericanas y del mundo entero.

Rayuela como «contranovela» y el Boom Latinoamericano:

Rayuela se consideró parte de la «antinovela» sin embargo, su autor Julio, comentó que preferiría llamarla «contranovela». Este movimiento es aquel que busca sobreimponerse a las normas decimonónicas de la tradición literaria y buscar representar un reto que eludan los valores propios de la literatura. Y al mismo tiempo, formó parte de lo que luego se denominaría como el Boom Latinoamericano, del cual Rayuela jugó un rol fundamental por su prestigio e importancia internacional.

El Boom Latinoamérica fue, el fenómeno literario ocurrido entre las décadas de los 60 y 70 del siglo XX en los que autores como Gabriel García Márquez, Cortázar, Mario Vargas Llosa y Carlos Fuentes, que junto con sus obras y discursos políticos, marcaron una pauta determinante en la literatura mundial, gracias a su alcance internacional y particular presencia en los círculos intelectuales de Europa.

Frases de Rayuela

«Andábamos sin buscarnos pero sabiendo que andábamos para encontrarnos»

«El hombre es el animal que pregunta. El día en que verdaderamente sepamos preguntar, habrá diálogo. Por ahora las preguntas nos alejan vertiginosamente de las respuestas»

«Como si se pudiese elegir en el amor, como si no fuera un rayo que te parte los huesos y te deja estaqueado en la mitad del patio»

“Probablemente de todos nuestros sentimientos el único que no es verdaderamente nuestro es la esperanza. La esperanza le pertenece a la vida, es la vida misma defendiéndose”

“¡Oh corazón mío, no te levantes para testimoniar en contra de mí!”

“Cada vez iré sintiendo menos y recordando más, pero qué es el recuerdo sino el idioma de los sentimientos, un diccionario de caras y días y perfumes que vuelven como los verbos y los adjetivos en el discurso”

“Pero lo malo del sueño no es el sueño. Lo malo es eso que llaman despertarse…”

“Total parcial: te quiero. Total general: te amo”

“Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea muerte es bella”

“Me miras, de cerca me miras, cada vez mas de cerca y entonces jugamos al cíclope, nos miramos cada vez mas de cerca y los ojos se agrandan, se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran, respirando confundidos, las bocas se encuentran y luchan tibiamente, mordiéndose con los labios, apoyando apenas la lengua en los dientes”

“¿A vos no te pasa que te despertás a veces con la exacta conciencia de que en ese momento empieza una increíble equivocación?”

“La felicidad tenía que ser otra cosa, algo quizá más triste que esta paz y este placer, un aire como de unicornio o isla, una caída interminable en la inmovilidad”

“Amor mío, no te quiero por vos ni por mí ni por los dos juntos, no te quiero porque la sangre me llame a quererte, te quiero porque no sos mía, porque estás del otro lado, ahí donde me invitás a saltar y no puedo dar el salto, porque en lo más profundo de la posesión no estás en mí, no te alcanzo, no paso de tu cuerpo, de tu risa, hay horas en que me atormenta que me ames”

“Lo que mucha gente llama amar consiste en elegir a una mujer y casarse con ella. La eligen, te lo juro, los he visto. Como si se pudiese elegir en el amor, como si no fuera un rayo que te parte los huesos y te deja estaqueado en la mitad del patio”

“Y así es cómo los que nos iluminan son los ciegos”

«Mi diagnóstico es sencillo, sé que no tengo remedio…»

Comparte estas frases y cuéntanos qué te parecieron a través de Facebook , Twitter o nuestra sección de comentarios.

Comentarios